Batay Ouvriye Banner
About us headline
Batay Ouvriye es una organización que reagrupa sindicatos de fábricas, asociaciones de trabajadores como de las masas populares en general y militantes. Todos trabajan en Haití a la construcción de un movimiento sindical autónomo, combativo y democrático, y organizan también obreros, trabajadores, desempleados y toda gente de las masas populares para la defensa de sus derechos. Se opone firmemente a la colaboración de clase con los explotadores y su aparato de dominación - el Estado - y se solidariza con el conjunto de las clases oprimidas de este país, así que internacionalmente, participando en su trabajo de organización y de lucha.

En el campo sindical, la organización quiere ser una alternativa al movimiento sindical tradicional con tendencia burocrática, representativa en Haití de las clases dominantes en el seno de las masas explotadas. Tomamos no solamente la iniciativa de desarrollar las luchas reivindicativas, pero también de incitar los obreros y trabadores para que peleen y se organicen para defender sus intereses propios.

Batay Ouvriye establece igualmente los lazos de estas luchas particulares con las, más generales, del pueblo. En este sentido, tomamos parte en todas las formas de luchas democráticas populares, estimulando allí la participación de los obreros y trabajadores.

Batay Ouvriye se ha comprometido en la lucha contra las grandes multinacionales (Disney, Cointreau, Pepsi Cola...) explotando los pueblos trabajadores de la tierra. En esta lucha, hemos encontrado la colaboración de varias organizaciones de solidaridad mundial con las luchas de trabajadores en general y las de los obreros haitianos en particular.

Los representantes de Batay Ouvriye participan en varios grupos de discusión organizados en protesta contra las violaciones y abusos sufridos por los obreros del mundo entero. Recientemente, por ejemplo, hemos llevado nuestra contribución:

•A la organización hemisférica de los trabajadores de la vestimenta de las zonas francas para la exportación (ZFE) en la República Dominicana;

•A los debates sobre las estrategias de organización en zonas francas de los países de América Central, México y del Caribe;

•En Guatemala, sobre la cuestión de la problemática de género en el trabajo de organización de las obreras de la subcontratación internacional;

•En Bélgica, al Tribunal de los Pueblos contra varias compañías multinacionales como Adidas, Disney, Levi Strauss, C&A y H&M;

•En los Estados Unidos, a la conferencia sobre el “Independant Monitoring” incriminando Disney, Nike, Walmart, Keymart;

•Y en varias recorridas de información sobre la lucha contra Disney, Cointreau y demás...

Car nous sommes conscients que dans le contexte actuel de développement du capitalisme mondial, les luttes des ouvriers haïtiens ne peuvent être détachées de l’ensemble de celles qui se mènent dans d’autres pays. Nous avons apporté et continuons d’apporter notre support militant à toutes les revendications concernant la défense des droits syndicaux et démocratiques des peuples.


Porque estamos concientes que en el contexto actual de desarrollo del capitalismo mundial, las luchas de los obreros haitianos no pueden ser deslazadas del conjunto de las que se llevan en los otros países. Hemos traído y continuaremos trayendo nuestro apoyo militante a todas les reivindicaciones en defensa de los derechos sindicales y democráticos de los pueblos.

En Haití, Batay Ouvriye favorece la difusión de informaciones así como la formación de obreros y trabajadores por conferencias-debates, seminarios o talleres de formación sindical, la preparación y distribución de materiales didácticos sobre los derechos obreros, convenios internacionales del trabajo y estrategias de luchas apropiadas para contrarrestar el patrono local como extranjero.

Nuestras intervenciones tratan sobre:

1. El no-respeto de los derechos sindicales de los trabajadores, particularmente la libertad sindical y el derecho a la negociación colectiva;

2. La necesidad de aumentar el salario mínimo diario, mientras que insistimos sobre el derecho de los trabajadores a tener un salario que toma cuenta del costo de la vida y de la devaluación continua de la gourde, nuestra moneda nacional;

3. La necesidad de una baja progresiva hasta la eliminación de las cuotas de producción en el marco del trabajo al rendimiento en las fábricas de ensamblaje;

4. El mejoramiento de las condiciones de trabajo y el respeto de las personas de los trabajadores;

5. La impunidad de los patronos que gozan de la complicidad del Ministerio de Asuntos Sociales y del Trabajo o del Tribunal de Trabajo, mientras entorpecen los derechos legales de los trabajadores;

6. El hostigamiento sexual de los trabajadores;

7. El despotismo generalizado en los ambientes de trabajo;

About placeholder

8. Las revocaciones y/o suspensiones ilegales o todas formas arbitrarias de las cuales son victimas los trabajadores;

9. El infierno totalmente arbitrario, ilegal y completa impunidad con la cual funcionan las zonas francas;

10. La sensibilización de los obreros sobre la necesidad de un nuevo Código del Trabajo y sobre la ausencia de un plan de asistencia social en Haití, así como las prácticas dudosas de instituciones estatales como la “ONA” (Oficina Nacional de Seguro-Vejez);

11. Las reformas obligatorias en el Ministerio de Asuntos Sociales y del Trabajo pero también nuestro apoyo a los empleados de la administración publica en lucha contra la aplicación del programa de ajusto estructural impuesto por las instituciones financieras internacionales a nuestro país;

12. La represión policíaca o la de los elegidos locales como los “Casec” (Consejos de Administración Comunal) contra los miembros de nuestras organizaciones campesinas, de barrio o por empleados de la Oficina de Trabajo del Ministerio de Asuntos Sociales;

13. Las medidas económicas o políticas que no permiten un desarrollo real o sostenido de nuestros recursos naturales y humanos;

14. La necesidad de otro tipo de Estado capaz de poner los intereses de los trabajadores y de las masas populares al primer plano.

Batay Ouvriye interviene sobre todos estos puntos distribuyendo volantes, folletos y boletines, pasando notas de presa en la radio, distribuyendo o pegando afiches en zonas industriales o en barrios dónde residen los trabajadores. Además, organizamos piquetes a la entrada de las fábricas, frente a las oficinas del Ministerio de Asuntos Sociales y del Parlamento para hacer entender nuestras reivindicaciones con respecto a los varios problemas que confrontamos. Paros, huelgas de todos tipos, ocupaciones de fábricas son de nuestros instrumentos de lucha en conflictos altamente antagónicos.

Así, llevamos una lucha continua, puntual como global, para un cambio real de nuestras condiciones de trabajo y de vida como trabajadores en los distintos departamentos, campos y ciudades del país, sobre problemas que surgen de nuestro diario vivir. En el campo, particularmente, luchamos para el aumento de salario de los jornaleros del sector agrícola, su derecho a la organización, el respeto de los derechos de las obreras especialmente las que tienen responsabilidades familiares…

Gracias a estas prácticas y a pesar de las dificultades resultando de los efectos de la dominación interviniendo en la formación social haitiana, hemos logrado organizar varios sindicatos de fábricas, comités de fábricas, de hoteles, de comercios o de pequeños talleres de trabajadores. Hemos establecido asociaciones de pequeños artesanos y de maestros en zonas urbanas y organizaciones campesinas o de trabajadores agrícolas en las zonas rurales. En los barrios, nuestras asociaciones reagrupan, alrededor de los trabajadores, los masas populares en sus reivindicaciones de reproducción (agua, luz, infraestructuras...).

Este trabajo de organización nos ofrece también la ocasión de dirigirnos a los jóvenes, hijos e hijas de obreros o trabajadores con los cuales estamos en contacto. Estamos comprometidos en la construcción de un movimiento de jóvenes determinado por el desarrollo de las luchas para satisfacer sus reivindicaciones. Al mismo tiempo, nos dirigimos a sus parientes y profesores. Eso nos ha permitido construir una coalición entre organizaciones obreras, de estudiantes y de maestros, a fin de plantear las cuestiones de educación, de la enseñanza a partir de los intereses de la clase obrera y de los trabajadores en general.

Nuestro trabajo con los jóvenes está centrado en torno a tres puntos mayores: las luchas concretas, el desarrollo de sus conocimientos, y sus divertimientos instructivos. En el marco de algunas de estas actividades, estos hijos e hijas de trabajadores pueden ya aprender las nociones fundamentales de informática, de electricidad como de lenguas extranjeras (el español, principalmente). Este trabajo se acompaña del desarrollo de una biblioteca incluyendo, entre otros, libros escolares o de referencia y la publicación de un periódico de jóvenes.

Por lo tanto, Batay Ouvriye articula prácticas en los lugares de trabajo con las pretiñendo a las condiciones de cambio de la vida de los trabajadores en general, contra las varias formas de opresión que marcan sus existencias.

¡VIVA LA LUCHA Y LA ORGANIZACIÓN AUTÓNOMA DE LA CLASE OBRERA!

¡VIVA LA LUCHA DE LAS MASAS POPULARES CON LOS TRABAJADORES COMO POSTE CENTRAL Y BAJO LA DIRECCIÓN DE LA CLASE OBRERA!



Para más informaciones, contáctenos: Apt. Postal 13326, Delmas, Puerto-Principe, Haití, Antillas Mayores. Tel: (509) 226719.